La motivación como finalidad del Centro de escritura

Robinson, H. (2009). Writing Center Philosophy and the End of Basic Writing: Motivation at the Site of Remediation and Discovery. Journal of Basic Writing, 28, 2, 70-92.

¿Qué papel cumple la motivación en la práctica de un Centro de escritura? ¿Qué lugar tienen las prácticas remediales en los Centros de escritura?

Robinson plantea el problema de los Centros de escritura desde el funcionamiento cotidiano de uno constituido (York College Writing Center) que se podría proclamar exitoso. El núcleo de su problema está en los que llama ‘basic writers’ que no remite, en este caso, a la existencia de una habilidad básica de la escritura, sino que se utiliza el adjetivo básico en un sentido deficitario, “being a basic writer is (…) about identity, and feeling marginal in the academic culture” (p.73), es aquel escritor que percibe problemáticamente su actividad escritora y se encuentra ajeno de las literacidades prestigiosas. Un Centro de escritura, para Robinson, tiene que dar respuesta a este tipo de escritor, oponiéndose a su independencia absoluta respecto de problemas como la puntuación o la gramática que niega North para estas instituciones. Plantea como finalidad del Centro de escritura provocar un movimiento en la motivación del escritor que asiste desde preocupaciones de orden bajo (low-order concerns) como el estilo, la puntuación y la gramática, todas las funciones mecánicas de la escritura por las que son generalmente recomendados al Centro de escritura, a preocupaciones de orden alto (high-order concerns), como la comprensión del contenido ote del escritor y su relación con el mismo. Esto sucede a través de un paso de una motivación externa, con una resistencia inicial a la dimensión oracional de la escritura, a una motivación interna que involucra una justificación de la propia escritura, la pregunta para el escritor deja de ser acerca de las actividades mecánicas que probablemente refieran a cumplir imperativos de voluntades ajenas (principalmente profesores enfadados con la prosa del estudiante) y pasa a cuestionarse sobre “reasons why an individual chooses to engage in a particular behavior. The more associated with the individual’s sense of self the vehavior is (…) the higher the level of intrinsic motivation” (p.71).

La asistencia a los Centros de escritura, sin embargo, está marcada por un estigma, han sido “identified on campus—by students and faculty—as places where students should go to be cured of their linguistic deficiencies. From this perspective, being sent to the writing center can seem like punishment for not yet knowing how to ‘do college.’” (p.74) El estudiante que asiste viene acompañado de un fuerte prejuicio de rechazo, con una consciencia patente de “ser otro”, de necesitar un trato particular para su “problema especial”. El equilibrio reflexivo que propone Robinson es aceptar este carácter inicial ambivalente en el que el estudiante lo entiende como una expiación de un pecado lingüístico de sus deficiencias mecánicas y transformar en el transcursod e las sesiones aquella deficiencia , ya que se hace posible articular el triste socorro del prejuicio a ciertos tipos de literacidades, afianzándose además en la estructura institucional como un lugar necesario, a un relato en el que el estudiante viva un real proceso de aprendizaje de la escritura. Si el fin del Centro de escritura se transforma en originar la motivación intrínseca por la escritura, es posible actuar estratégicamente frente a los problemas mecánicos, efectuar un acto de fe ante el estudiante que con el paso de las sesiones irá tomando un compromiso con su propia escritura, “if  students find their first tutoring session useful and come back, they start moving into a relationship with their writing which is based more on intrinsic motivation than on their instructor’s explicitly stated requirements (although it does not necessarily mean that the students got what they expected when they made the original decision to come to the writing center). But this is only the case if that first visit parlays into a return visit: only then can writing centers help students move towards intrinsic motivation, which is, as I suggest, our goal” (p.86). Ello permite organizar un programa de inserción de los estudios de la literacidad y una práctica concreta en torno a  dicho paradigma, que tiene más movilidad y es capaz de hacer sacrificios corporativos como la enseñanza instrumental de herramientas mecánicas, por un fin universal en la mira, la creación de una justificación para el estudiante de la práctica de su propia escritura, de cómo aquella participa activamente de la formación de su identidad y permite avanzar en la constitución de una práctica académica más justa.

Advertisements
This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

One Response to La motivación como finalidad del Centro de escritura

  1. Natalia says:

    Bien, acá has logrado mucho más la integración con los textos previos y emerge un foco. Ojo con un estilo algo barroquizante que salta por ahí.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s